MVZ. René C. Frappé M., Dr. HC.

La ganadería de Estados Unidos se inició después que la de México.

Los cerca de 80 millones de bisontes que deambulaban en las praderas de Norteamérica desde Canadá hasta el norte de México, constantemente eran objeto de casería de los indios piel roja, de donde obtenían carne y pieles principalmente.

Los caballos cimarrones: mustang (mesteños), pintos y apaloosa (de los Apalaches) y bóvidos criollos, donde destaca- ban los “Long Horn” (cuernos largos), emigrados desde lo que era la nueva España, tampoco podrían considerarse ganadería porque eran animales silvestres.

Solamente los animales introducidos por los inmigrantes ingleses y del norte de Europa, podrían llamarse domésticos.

Como en otros casos, los primeros veterinarios fueron empíricos, individuos improvisados, sin preparación, a veces borrachos sucios, sin educación, despreciados por la sociedad burguesa.

El ejército tenía veterinarios preparados en Europa, que sólo atendían caballos y menospreciaban tratar ganado y a otras especies.

En Estados Unidos se formó una elite que se agrupó creando el principio de la Asociación Americana de Médicos Veterinarios (AVMA por sus siglas en inglés) que no incluía a los veterinarios rurales.

Pero la ganadería bovina y porcina iban tomando fuerza sobre todo en los estados del medio oeste, por lo que un famoso médico: Benjamín Rush, en 1807, sugirió que en las universidades se creara una sección para formar médicos veterinarios que atendieran a esos ganados.

Su idea fue desoída. Solamente The Boston Institute creado en 1854 formó unos pocos profesionales.

La primera escuela de veterinaria de los Estados Unidos fue la del estado de Iowa fundada en 1879 (la primera en el continente Americano fue la de México en 1853). Después se fundó la de Pensilvania en 1884, la de Ohio en 1885, la de Cornell, NY, en 1886, la de Washington en 1889. De 1905 a 1916 se crearon 5 escuelas más y después en 1944, se fundaron otras 17. Hasta hay una solamente para gente negra: el Toskewe Institute.

Prácticamente todos los médicos veterinarios de EU pertenecen a la AVMA. Desde que son estudiantes los invitan a inscribirse en ella. También existen muchos profesionales extranjeros. Solamente deben obtener la firma de un compañero ya inscrito.

Yo tuve la oportunidad de inscribirme, cuando en un congreso celebrado en Kansas City, encontré al doctor Fernando Camargo que me dio una solicitud avalada por él.

El 10 de marzo del 2010, la Dirección de la FMVZ-UNAM, dio a conocer que la AVMA otorgó la Acreditación completa por un período de hasta 7 años a la

Facultad, en virtud de los altos niveles de calidad de su plan de estudios de Licenciatura.

Con este logro, la FMVZ se convirtió en la primera en toda América Latina, sur de Europa, Africa y Asia, que es acreditada por la AVMA.

Nota: algunos datos fueron obtenidos de The Modern Veterinary.

Artículo publicado en
Los Porcicultores y su Entorno Vol. No. 101